Plan de Acción Trienal 2009-2011

A) IDENTIDAD

Fortalecer la identidad de nuestras escuelas católicas

Objetivo general

1. Renovar y fortalecer la propia identidad de escuela católica, evitando que ésta se diluya y promoviendo una constante reflexión sobre la misma, en constante diálogo con el mundo actual.

Objetivos específicos y actividades

1.1. Elaborar un proyecto educativo marco de las escuelas católicas que sirva de referencia para la renovación de los diferentes proyectos educativos de centros e instituciones y para liderar y animar dicha renovación.

1.2. Promover y coordinar la programación de acciones que faciliten la inserción social y educativa de los más necesitados, estimulando la implicación de nuestros centros en la escolarización de alumnos inmigrantes y con necesidades educativas especiales, como una de las señas de nuestra propia identidad.

1.3. Crear un grupo estable de trabajo sobre inmigración que esté en contacto con las asociaciones especializadas en este campo.

1.4. En la elaboración de las leyes educativas, defender con firmeza todas aquellas condiciones que hacen posible un desarrollo sin restricciones de nuestro carácter propio frente a quienes pretenden asimilarnos a los centros públicos.

1.5. Orientar a instituciones y centros a realizar la selección de los educadores laicos con criterios de adecuación a la identidad católica de nuestras escuelas.

1.6. Proporcionar un programa o plan de formación en el carácter propio para nuestro profesorado que sea sólido y sistemático, y organizar cursos de formación de los directivos y del profesorado con relación a su identidad cristiana y su responsabilidad en el desarrollo del ideario del colegio, aprovechando las sinergias que podemos conseguir con las universidades católicas.

1.7. Ayudar a los centros a que inserten en la vida del centro, como elemento básico en la formación de los alumnos, la participación en la celebración de algunos sacramentos y otros actos comunitarios litúrgicos en coordinación con el ordinario diocesano, ofreciendo indicadores que estimulen la mejora de la acción pastoral.

1.8. Animar a los centros a que den a la clase de Religión especial importancia como espacio formativo, para que el saber religioso ocupe el lugar que le corresponde en la formación integral del alumno.

1.9. Potenciar y desarrollar la marca Escuelas Católicas.

Objetivo general

2. Promover la adecuada gestión de nuestros centros como empresas educativas inspiradas en la doctrina social de la Iglesia.

Objetivos específicos y actividades

2.1. Organizar cursos de formación de directivos para la mejora de la gestión empresarial de los centros.

2.2. Ofrecer formación y recursos a los centros para la elaboración e implantación de un buen plan de recursos humanos.

2.3. Promover y ayudar a los centros e instituciones a impulsar una verdadera cultura evaluativa y de calidad, pudiendo implantar el modelo EFQM y alcanzar las certificaciones necesarias quienes así lo deseen.

2.4. Favorecer el desarrollo de la responsabilidad social corporativa y la conciliación de la vida profesional con la familiar, y promover en nuestros centros el cambio que se está produciendo en el mundo empresarial en torno a nuevos valores como el desarrollo sostenible y la solidaridad empresarial.

2.5. Promover el acuerdo con sindicatos y otras patronales para la firma de los diferentes convenios colectivos con el fin de alcanzar un buen ambiente laboral, sin que eso signifique ceder en nada que pueda afectar ni a la identidad y viabilidad de nuestros centros, ni a la calidad del servicio educativo.

2.6. Lograr que los centros sean auditados de modo que ello suponga una ayuda para tomar las decisiones necesarias para un mejor funcionamiento empresarial.

2.7. Realizar estudios de costes y de necesidades de financiación y conseguir financiación para los centros.

Promover el liderazgo de Escuelas Católicas

Objetivo general

3. Impulsar el liderazgo institucional, educativo y pastoral de Escuelas Católicas que por el peso de su representación social y eclesial le corresponde.

Objetivos específicos y actividades

3.1. Poner en marcha un Plan de comunicación externa e interna capaz de hacer sentir el peso real de nuestras organizaciones y colaborar en una mayor proyección exterior de nuestros centros.

3.2. Impulsar el envío de circulares, la revista Escuelas Católicas, la revista Educadores, la página web y otros medios a nuestro alcance para ejercer este liderazgo institucional, educativo y pastoral.

3.3. Mejorar la eficacia de las circulares enviándolas de forma personalizada a los destinatarios, sin necesidad de convertir al director en el distribuidor de las mismas.

3.4. Establecer alianzas estratégicas con las asociaciones más ligadas a la escuela católica, en especial con la Fundació Escola Cristiana de Catalunya y la CONCAPA.

3.5. Mantener con coherencia y firmeza nuestras convicciones frente a quienes pretenden instrumentalizar a las instituciones y a los centros que representamos.

Acompañar a los titulares en la gestión y dirección de los centros

Objetivo general

4. Acompañar con mayor atención a los titulares e instituciones con dificultades para mantener la titularidad, la gestión o la animación de la identidad católica de sus centros, procurando que no se pierda ningún centro católico viable y que los cambios que se produzcan en la gestión de los mismos no sólo debiliten, sino que refuercen su identidad católica y carismática.

Objetivos específicos y actividades

4.1. Animar la creación de centros católicos allí donde no existan, especialmente en las nuevas zonas de expansión urbanística.

4.2. Fomentar que los religiosos, miembros de institutos seculares y sacerdotes, se centren en los aspectos identitariamente más relevantes de su proyecto educativo (la evangelización, la identidad) y profesionalicen las tareas de gestión.

4.3. Fomentar las nuevas formas de organización de la función directiva para garantizar la continuidad e identidad de los centros católicos, y realizar una labor de animación y coordinación de los equipos de titularidad y fundaciones con reuniones periódicas de los mismos.

4.4. Crear cuantas fundaciones sean necesarias para acoger en ellas a los centros que lo precisen.

4.5. Estar abiertos a ofrecer los nuevos servicios que sean necesarios para atender adecuadamente a los titulares de los centros.

4.6. Promover la colaboración interinstitucional en todos los campos: en la formación teológico-pastoral de profesorado laico, en el intercambio de experiencias pastorales y educativas, y en la gestión y viabilidad de los propios colegios.

Promover en los centros católicos el diálogo fe-cultura

Objetivo general

5. Promover que nuestros centros educativos se constituyan en espacios de diálogo sincero y constructivo entre fe y cultura, laicidad y confesionalidad.

Objetivos específicos y actividades

5.1. Elaborar reflexiones y promover debates sobre este tema.

5.2. Ofrecer cursos de formación a directivos y profesorado sobre cómo llevar a la práctica en los centros este diálogo entre fe y cultura, entre confesionalismo y laicismo.

5.3. Apoyar a los centros en la compleja labor pastoral que deben realizar en contextos nada fáciles, con iniciativas que lleven a la experiencia de fe y el encuentro con Dios.

5.4. Potenciar la acogida de personas de otras culturas en los centros católicos, desde la concepción del proyecto educativo basado en los valores universales del Evangelio.

B) CALIDAD EDUCATIVA

Promover la calidad educativa y la innovación pedagógica

Objetivo general

6. Impulsar y promover la innovación pedagógica de la escuela católica en consonancia con el carisma y el carácter propio de sus entidades titulares, y con el proyecto educativo de los centros, pilares fundamentales de nuestra identidad y calidad educativas.

Objetivos específicos y actividades

6.1. Elaborar un plan de mejora de la calidad para nuestros centros que ofrezca nuevas respuestas educativas de atención a la diversidad y que se traduzca en una disminución del fracaso escolar.

6.2. Seguir impulsando en nuestros centros el plurilingüísmo y la dimensión europea como factores de calidad.

6.3. Impulsar la evolución e implantación del paradigma de educar por competencias en consonancia con el proyecto educativo de las escuelas católicas y seguir desarrollando jornadas, seminarios de reflexión y cursos de especialización sobre este tema de acuerdo con las necesidades formativas y demandas de los claustros.

6.4. Seguir fomentando la participación en proyectos de innovación pedagógica y el intercambio de experiencias con organizaciones educativas de otros países de nuestro entorno con objeto de ofrecer respuestas integrales y coordinadas a los problemas y demandas globales en el ámbito educativo.

6.5. Continuar colaborando en el desarrollo e implantación del proyecto educ@mos para la integración de las TIC en las escuelas católicas como recurso para la enseñanza-aprendizaje y herramienta de comunicación y gestión de los centros.

6.6. Potenciar la creación de proyectos interinstitucionales y el intercambio de buenas prácticas que contribuyan a la creación de redes estables de coordinación entre los centros educativos de diferentes zonas geográficas o entidades titulares.

6.7. Animar a los centros a implantar el primer ciclo de Educación Infantil y trabajar por conseguir de las administraciones la gratuidad del mismo.

C) RELACIONES INSTITUCIONALES

Fomentar las relaciones con la CEE y los obispos diocesanos

Objetivo general

7. Fomentar la colaboración y la sintonía con la CEE, las diócesis y los pastores que las rigen.

Objetivos específicos y actividades

7.1. Activar todos los canales de comunicación posibles con obispos para un mejor conocimiento mutuo.

7.2. Participar en la elaboración y compromisos del proyecto de pastoral educativa de las diócesis, buscando cauces para una mayor colaboración con la pastoral educativa diocesana y motivando la comunión con los pastores.

7.3. Invitar a las reuniones de EC que se consideren oportunas a los delegados diocesanos de enseñanza y catequesis.

7.4. Invitar a los representantes diocesanos a formar parte de los órganos de gobierno de Escuelas Católicas.

7.5. Fomentar la relación entre los centros educativos, las parroquias y las diócesis, para promover la coordinación del mejor servicio a la educación, favoreciendo la responsabilidad e inserción de las familias.

Fomentar las buenas relaciones con todas las administraciones educativas

Objetivo general

8. Desarrollar buenas relaciones con todas las administraciones educativas, sin ceder ante las restricciones de las mismas y apostando por los valores que han sido guía de nuestro actuar en estos años: la independencia política, la autonomía institucional y el compromiso con el diálogo y el pacto.

Objetivos específicos y actividades

8.1. Trabajar por alcanzar el tan deseado pacto escolar, que evite la utilización de la educación para intereses políticos ajenos a la educación.

8.2. Potenciar el diálogo y la relación con todas las administraciones educativas, pero siempre evitando las implicaciones que vayan más allá del ámbito educativo.

8.3. Seguir exigiendo a las administraciones la autonomía en la gestión y funcionamiento de los centros que ya reconocen las leyes.

8.4. Exigir la financiación pública necesaria que haga posible la total gratuidad de la enseñanza concertada, la adecuada financiación de los centros con alumnos con necesidades educativas especiales y la concertación de los niveles educativos que aún no lo están, entre ellos el Bachillerato en todas las CC.AA.

8.5. Exigir de las administraciones educativas el cese de toda discriminación de los alumnos que acuden a la escuela concertada en relación con los que acuden a la pública.

8.6. Favorecer la colaboración que sea posible con la escuela pública, evitando, por el contrario, toda confrontación interesada con la misma.

8.7. Apoyar la defensa de la libertad de enseñanza y religiosa ante cualquier intento de reducirla o coartarla.

Mejorar la sintonía de las familias con la escuela católica

Objetivo general

9. Diseñar las estrategias adecuadas para evitar las disfunciones y la falta de sintonía que se puedan producir con los padres de nuestros alumnos y las asociaciones que les representan.

Objetivos específicos y actividades

9.1. Ayudar a los titulares de los centros a motivar y formar a los padres del alumnado sobre los principios, valores y compromisos que conlleva la Persona y Mensaje de Jesucristo como centro y fuente del ideario propio de la escuela católica.

9.2. Ayudar a los centros a formar a los padres sobre herramientas y técnicas que les permitan ejercer como agentes de la formación cristiana, emocional, social y ética de sus hijos.

9.3. Informar a los padres sobre la acción educativa del colegio y promover actividades para ayudarles a asumir sus responsabilidades en la educación de sus hijos.

9.4. Ofrecer a los centros los recursos necesarios para comprometerse en la formación cristiana de los padres de alumnos, preparando desde Escuelas Católicas planes de formación para la evangelización de los padres.

9.5. Ofrecer la posibilidad de reuniones conjuntas periódicas entre las asociaciones de padres y Escuelas Católicas.

9.6. Fomentar la creación de federaciones de padres de una misma entidad titular.

D) ORGANIZACIÓN EFICAZ

Mejorar el modelo organizativo actualmente existente en EC

Objetivo general

10. Realizar una seria reflexión participada sobre algunos aspectos del modelo organizativo actualmente existente, para mejorarlo con las medidas a corto, medio y largo plazo que sean necesarias. Estos aspectos son, entre otros, los siguientes:

  • Cómo adecuar sus estructuras asociativas y de servicios a los nuevos retos que van a llegar a la escuela católica.
  • Cómo combinar adecuadamente la necesaria unidad institucional, que nos proporciona fuerza y representatividad social, con el fortalecimiento de las sedes autonómicas, en especial las más débiles, evitando los desequilibrios actualmente existentes entre ellas.
  • Cómo implicar a las entidades titulares en el relevo de los cargos directivos: presidencia, secretarías, juntas, etc.
  • Qué política de personal es la más adecuada en el conjunto de nuestra sede estatal y de nuestras sedes autonómicas.
  • Cómo asegurar la viabilidad económica de las mismas.

Objetivos específicos y actividades

10.1. Preparar un plan de actuación estratégico para conseguir la participación de los miembros de nuestras dos instituciones en las asambleas y demás reuniones a las que son convocados.

10.2. Difundir entre nuestros socios la idea de que no somos simples asociaciones para la prestación de servicios, sino asociaciones de titulares que se unen para el desarrollo de proyectos y la defensa de intereses comunes.

10.3. Buscar recursos económicos para las sedes hasta lograr en lo posible la autofinanciación.

10.4. Acrecentar la vinculación funcional entre varias sedes y/o con la sede estatal.

10.5. Diversificar territorialmente las acciones organizadas desde la sede nacional, descentralizándolas y acercándolas a las distintas sedes autonómicas.

10.6. Compartir buenas prácticas entre las distintas sedes.

10.7. Hacer un estudio de la organización, estructura y funcionamiento de EC.

10.8. Llevar a cabo un plan de gestión de calidad en la sede nacional y en las sedes autonómicas que optimice procesos y recursos.

10.9. Idear nuevos servicios que abaraten costes y ayuden a financiar tanto a los centros como a la organización de Escuelas Católicas.

10.10. Implantar en nuestras sedes la evaluación por desempeño.

NB. Los textos que aparecen en cursiva están tomados literalmente del documento de la CEE La escuela católica. Oferta de la iglesia en España para la educación del S. XXI.

Aprobado en las Asambleas General/Confederal de FERE-CECA y EyG 12 y 13 de marzo de 2009

TRÍPTICO INFORMATIVO DE LA CAMPAÑA "YO ELIJO..."

 

Escuelas Católicas, Federación Española de Religiosos de Enseñanza

San Agustín, 1-2º oficina 4, 26001 Logroño - Tfno: 941 270151 - larioja@escuelascatolicas.es